Torre de gatos

  • Duración: 20 minutos
  • Jugadores: 2-4
  • Edad: +4

¡Buenos días! Llevamos ya un tiempo jugando a Torre de gatos de Tranjis games y es todo un éxito en casa. ¡A Pequeña Lectora le ha encantado!

A los amantes de los gatos os pasará como a nosotros, ¡este juego os enamorará! La caja en sí es una monada. Contiene un dado de madera, 28 cartas de Gato, 8 cartas de Gato Gordo y 15 fichas de minino.

El juego consiste en hacer una torre doblando las cartas de gato (vienen ya preparadas para ello). El juego empieza repartiendo 7 cartas de gato a cada jugador y poniendo una ya doblada encima de la mesa.

Se tiene que tirar el dado, y según el dibujito que salga hay que colocar un gato en la torre, dos seguidos, poner un gato panza arriba, elegir a un jugador que coloque una de tus cartas, coger una carta de gato gordo…

Las cartas de gato gordo no se doblan, se deben colocar en la torre y coger una ficha de minino que te dice otra acción que debes hacer: cambiar el sentido del juego, saltar el turno, colocar un gato panza arriba… Las fichas de minino hay que colocarlas también en la torre después de usarlas.

¿Qué pasa si la torre se cae?

Algo muy fácil de que pase, ya que las cartas no quedan completamente dobladas y aunque antes de colocarlas las dobles bien, poco a poco se van abriendo un poquito. Cuando un jugador derriba la torre, recibe dos cartas de las derribadas como castigo y las demás las retira. Si hace caer también alguna ficha de minino, recibe un gato adicional. La torre de gatos la dejamos con las cartas que no se han caído y se sigue jugando con normalidad.

El juego finaliza con el primer jugador que se quede sin cartas.

En este divertido juego también hay variantes:

A Pequeña Lectora le encantan los juegos con reglas, se las aprende muy deprisa y le encanta seguirlas a raja tabla. Pero le encanta también que busquemos variantes de un mismo juego. Es una manera de variar con un mismo juego.

En las instrucciones de este juego te viene ya una variante: Consiste en repartir siete cartas de Gato a cada jugador y colocar el dado en medio. Cuando se diga “ya”, cada jugador deberá hacer una torre con sus cartas. Gana el primer jugador que hace la torre y coloca el dado en lo alto de la torre con el dibujo del pescado hacia arriba.

¿Qué os ha parecido este juego? En casa nos reímos mucho y practicamos la motricidad fina y el equilibrio colocando los Gatos en la torre.