Juguetes y cuentos de Lilliputiens

Os quiero hablar de una de mis marcas favoritas de juguetes y cuentos de tela, Lilliputiens. La conocí por los libros de tela que tienen, cuando Pequeña Lectora era un bebé. Son unos cuentos maravillosos llenos de texturas, sonidos, tactos e historias muy bonitas. Pero la cosa no queda ahí, cuando ves todos los juguetes que tienen, ¡te enamoras!

A veces, cuando conoces lo que hay detrás de una marca, te gusta más si cabe. Detrás de Lilliputiens hay un equipo de madres creativas, y como dato curioso, casi todas las trabajadoras son mujeres.

Algo que también me ha gustado mucho es que abogan por crear unos juguetes ecológicos. Tanto el juguete en sí, que que el relleno es 100% reciclado, como el pakagin, ya que utilizan el mínimo plástico posible, el cartón es reciclado e intentan que el juguete venga en el mínimo envoltorio posible para así utilizar menos residuo.

Han creado una serie de personajes entrañables como Alice, Anaïs, Marius, Georges, Jack, etc., los cuales forman parte de cada uno de los juguetes. Para bebés hay juguetes desde el nacimiento, todos muy suaves y amorosos, y ya cuando los peques empiezan a querer descubrir y explorar, los juguetes les acompañan. La mayoría son de tela, aunque también hay algunos con algo de madera, y se nota que están hechos con una calidad increíble, para que duren muchos años y puedan ser heredados, algo que a mi me gusta mucho. Es bonito que los juguetes puedan tener varias vidas y conocer a un montón de niños y niñas diferentes.

Os quiero enseñar los diferentes productos que tenemos en casa de la marca Lilliputiens. Estamos encantados con los cuentos, juguetes y mochilas o maletas.

Bebé Lector ha tenido a Jack, el león de los descubrimientos. Es muy suave y lleno de sorpresas. Tiene diferentes texturas, sonidos, un espejo, encajables de tela, un pajarito que vibra al tirar de él… Es el juguete perfecto para bebés a partir de unos 6 meses, cuando empiezan a querer descubrirlo todo. Os aseguro que si entráis en la web, os enamoráis de todo, a mi me costó un montón elegir un juguete para él, ¡me gustaba todo!

Tenemos también La casa de aprendizaje de cierres, en la que se esconde un ladrón de madera dentro de ella. Los peques tienen que encontrarlo buscando dentro de todas sus puertas cerradas con diferentes cerraduras. Esta casa de madera tiene cremallera, velcro, cerradura con llave, pestillo, etc., es perfecta para desarrollar la motricidad fina a partir del año y medio aproximadamente. En casa ha gustado tanto a Bebé Lector como a Pequeña Lectora, teniendo él un año y medio y ella 6 años. Es un juguete que da mucho juego a edades muy diferentes, ya que cada peque abrirá unas cerraduras u otras según sus habilidades.

Los muñecos de tela de Lilliputiens son una maravilla, en este caso se trata de La familia de Marius, que vienen en una alfombra enrollable en la que puedes guardarlos y crear diferentes aventuras. Los tres muñecos tienen una medida perfecta para las manos de los niños y niñas y algo que suele gustar mucho es que ¡se les puede quitar la ropa! Es un juguete perfecto para llevarlo de viaje a cualquier sitio y que los peques se entretengan con la bonita familia de rinocerontes.

Los juegos de exterior de Lilliputiens son una maravilla, podemos encontrar cuerdas de saltar, para jugar al pilla pilla, a carreras de sacos, juegos de lanzar… Nosotros hemos probado Mi primer juego de tenis, que se adaptan perfectamente a las pequeñas manos. Además, vienen en una bolsa muy cómoda para poder transportarlas.

Para Bebé Lector también tenemos un libro de tela precioso. Como ya comenté al principio, conocí a esta marca gracias a sus cuentos. Tienen un montón de variedad, desde pequeños con marionetas, hasta grandes con diferentes personajes. También los hay de cartón o plástico para la bañera. Incluso podemos encontrar unos álbumes preciosos de tela para que podamos poner las fotos que queramos y los peques puedan mirarlos sin peligro, de manera autónoma. Es uno de los «libros» favoritos de Bebé Lector, poder ver fotos de sus seres queridos es algo que les encanta.

Esta marca no se queda solo en los juguetes para los más pequeños, también tienen juguetes para niños y niñas que ya no son tan bebés. Juegos de mesa, de exterior, calendarios preciosos, paneles de rutinas y una selección muy amplia de mochilas, bolsos, maletas…

A Pequeña Lectora le hemos cogido una maleta para que pueda llevar su ropa y sus cosas cuando vamos de viaje. Es bastante grande y cabe mucha cosa, además es de tela y con ruedas para que la pueda llevar ella sin problema.

Nos han mandado también un juego de mesa para jugar en familia, «Family Game» es a partir de 3 años y tenemos que utilizar mucho la memoria para juntar a toda la familia de personajes y meterlos en la casa correcta. Es un juego muy divertido con el que podemos trabajar las dimensiones, la memoria, la atención…

Estoy segura que Jack no va a ser el único personaje de Lilliputiens que entre en casa, Bebé Lector va a conocer a otros de sus personajes y juguetes, porque es una marca de las que enamora, de verdad.

¿Qué me decís, conocíais esta marca? ¿Tenéis algún juguete de Lilliputiens?